La homeopatía fue desarrollada por el médico sajón Samuel Hahnemann a principios del siglo XIX y surgió como una alternativa más benigna y moderada a la medicina dominante de la época.

Es el sistema curativo que aplica a las enfermedades, en dosis mínimas, las mismas sustancias que, en mayores cantidades, producirían al hombre sano síntomas iguales o parecidos a los que se trata de combatir.

Tiene una amplia y creciente popularidad siendo financiada o cubierta por los sistemas de sanidad pública o seguridad social de algunos paises.